Serie: la automatización del voto III. Tecnologías para preparar una elección


La gran mayoría de los países han incorporado diferentes tecnologías en las distintas etapas del proceso electoral. La decisión de adquirir e implantar los avances, pasa principalmente por la legislación. Una vez que ese proceso es superado, comienza todo el análisis de los pasos que se deben seguir.

En estas fases previas al día de los comicios, el grado de sofisticación de estos sistemas de gestión dependerá de lo que cada nación considere más conveniente para su sistema electoral, y para ello se debe evaluar la infraestructura local y cualquier limitante que se pudiera presentar; considerar su sustentabilidad (aplicabilidad en el tiempo) e iniciar la búsqueda y comparación de ofertas en el mercado.  Otro componente que se debe tomar en cuenta, es la disponibilidad de servicios para dar mantenimiento a la tecnología elegida.

La tecnología puede aplicarse a todas las fases previas al día de los comicios. Foto: El Espectador.

Las compañías que ofrecen voto electrónico también desarrollan tecnologías que pueden utilizarse para configurar una elección. Smartmatic, por ejemplo, ofrece un software de gestión electoral (Electoral Management System, EMS), que permite generar automáticamente todos los instrumentos que se requieren el día de los comicios: “Desde las postulaciones de candidatos a listados de electores y arte de las boletas, en votaciones totalmente automatizadas o incluso elecciones manuales, el sistema de gestión electoral de Smartmatic ofrece un motor basado en reglas que hace que la configuración de elecciones sea un proceso simple y directo”, explica Eduardo Correia, vice-presidente de la Unidad de Elecciones de la empresa.

Aunque hay sistemas que automatizan todo el proceso, como el reseñado anteriormente, también hay naciones que tecnifican uno o varias de las fases. Entre éstos destaca el registro de votantes o padrón electoral, el cual es uno de los procesos pre-electorales con marcada asistencia tecnológica. Actualmente, hay distintas maneras de soportar la identidad de los electores, una de ellas es el almacenamiento electrónico para una comparación inmediata con el elector, y otra alternativa es el soporte en cuadernos de votación automatizados. Los sistemas de gestión facilitan la creación de cuadernos de votación o listado de electores, con la información precisa de quién está registrado para votar en cada centro de votación.

Algunos organismos electorales disponen de enlaces en sus sitios web para consulta del Registro Electoral.

Incluso en la adhesión al Registro Electoral, la tecnología puede participar, ya que la inscripción puede ser de naturaleza voluntaria, luego de tener la edad establecida en la legislación para ejercer el derecho al sufragio, o puede ser automática, con la incorporación directa mediante el registro civil.

La automatización del registro electoral ha sido un proceso, casi natural, en todas las naciones democráticas, y ha servido de base para tecnificar otras etapas y brindar así mayor transparencia y celeridad a la logística comicial. Entre los beneficios del padrón electrónico se cuenta que sirve como guía rápida para el cálculo de la cantidad de máquinas de votación necesarias, su distribución en las mesas electorales, y por ende, el número de centros de votación necesarios en cada localidad del país. El padrón incide en lo que se conoce como la tabla mesa, que no es otra cosa, sino la distribución de electores por centros de votación.

El proceso de postulación de los candidatos, que es paso formal a través del cual los partidos políticos u otras organizaciones solicitan el registro de sus candidatos para una elección, también puede ser administrado de manera automatizada. Una parte fundamental de los sistemas de gestión electoral corresponde a la información de todos los candidatos y partidos postulantes; así mismo, automatiza las diferentes etapas del proceso de postulación (presentación, renuncia, alianzas, entre otros). Por ejemplo, si un candidato, faltando pocos días para la elección dejase de ser candidato por cualquier motivo y cediera sus votos a otro partido, automáticamente sus votos pasarían al otro candidato, sin afectar la rapidez del proceso de totalización.

El cumplimiento cabal de este procedimiento es el que permitirá la elaboración correcta de las boletas electorales, cuando se usa el sistema de lectura óptica del voto o boletas electrónicas, o del vaciado de la información, en los casos donde se trabaja con registro electrónico del voto.

Una de las etapas electorales que puede ser asistida por la tecnología, es la identificación biométrica de la huella de los electores.

Otra de las ventajas tecnológicas con mayor posibilidad de expansión en el mundo, es la identificación biométrica del elector. Este proceso permite, por intermedio de equipos diseñados para capturar la huella de cada votante, identificar a la persona y así evitar la suplantación o el doble voto, delitos cuya ocurrencia, en muchos países latinoamericanos, han puesto en duda los resultados. Por lo general, su aplicación, se inicia en los centros con mayor cantidad de votantes.

Para garantizar la identidad del elector, también se han diseñado otros sistemas, como tarjetas de identidad, fotografía digitalizada, código de barras y firma electrónica, pero la identificación biométrica viene marcando el paso en esta área.

Internet no queda de lado en la carrera por la automatización electoral, ya es de uso común en naciones desarrolladas o en vías de desarrollo el empleo de la red para facilitar procesos o mejorar el acceso a la información. Algunas de las aplicaciones comiciales corresponden a la publicación de informes o data para electores, candidatos o medios de comunicación; registro de electores, publicación de resultados electorales o el reporte y revelación pública de las finanzas de campaña.

Los desafíos son variados en materia electoral, pero es necesario que el ente electoral esté al tanto de cuidar todos los aspectos tecnológicos y sus enlaces con cada una de las fases de preparación previa al día de la votación. La tecnología puede ser utilizada para facilitar todas estas actividades de la administración electoral, pero el uso correcto y masivo será lo que marque la diferencia, frente a los procesos manuales.

Serie: Tema I

Serie: Tema II

2 pensamientos en “Serie: la automatización del voto III. Tecnologías para preparar una elección

  1. La Cámara de Diputados de la Provincia de San Luis, Argentina, instaló el sistema de BioVoto con digitalización y voto electrónico.

    Con esta implementación los 43 legisladores a través de una terminal individual validan su identidad por medio de la huella dactilar, votan electrónicamente y acceden desde la pantalla a proyectos y leyes

    Con el inicio del periodo legislativo en los últimos días de marzo, comenzó a funcionar el sistema de BioVoto en la Cámara de Diputados de la Provincia de San Luis, que cuenta con 48 terminales (43 para los diputados y 5 para la mesa directiva). El sistema satisface las necesidades y requerimientos en materia de registro, gestión e información, ya que gestiona de manera electrónica todos los procedimientos del cuerpo legislativo, agilizando y automatizando tiempos y tareas. De esta forma, por ejemplo, el Secretario Legislativo tiene el control de la sesión por medio de una computadora, facilitando el manejo al momento del inicio de votación del asunto en curso

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s