Parte de Europa sigue perdiendo bondades del voto automatizado


En Europa varios países han regresado del voto electrónico al sufragio manual. Un estudio realizado en 2006 por Rop Gonggrijp y Willem-Jan Hengeveld, titulado Wij vertrouwen stemcomputers niet, que puede ser traducido como no podemos confiar en las máquinas de votación, detalla una serie de agujeros que los investigadores parecen haber encontrado en un dispositivo automatizado de sufragio que se ha utilizado en los Países Bajos, en Alemania, y en Francia.
Según los investigadores “cualquiera, habiendo un acceso breve a los periféricos, en cualquier momento antes una elección, puede obtener un control completo y prácticamente indetectable de los resultados de la elección”.
Este tipo de máquina, (ESTÁS3B) fue desarrollada por NV Nederlandsche Apparatenfabriek (Nedap) y con el software Groenendaal ha sido recientemente utilizada por aproximadamente 90% de los votantes neerlandeses.
Varios países europeos han sorteado diversas pruebas sobre el voto electrónico, y han ignorado hasta cierto punto, las evaluaciones de garantía que se hacen actualmente al sistema automatizado.

En Francia volvieron al voto manual. Fuente: http://www.patriagrande.com.ve

Francia es otro ejemplo, que en 2007 decidió eliminar el voto automatizado para la segunda vuelta. Hubo reacciones en contra porque el regreso al papel y al lápiz no se debió a estrictas razones técnicas, sino más bien a una serie de supuestos. Se omitió, por ejemplo, la certificación electrónica que garantizaban esas máquinas de votación.   En Holanda, el 27 de septiembre de 2007, la comisión Korthals-Altes publica un informe que critica las máquinas de votación y las califica como “controlables”, por no proporcionar comprobantes de votación. Además, no creyeron que los dispositivos pudiesen garantizar el secreto del voto. El 16 de mayo de 2008, el ejecutivo neerlandés anuncio el abandono definitivo del voto electrónico y el regreso al papel.
En el caso de Alemania, 1.800 urnas electrónicas fueron utilizadas durante las elecciones legislativas de 2005. Sin embargo, una decisión del 3 de marzo de 2009, el Tribunal constitucional federal ha declarado ilegal el decreto que pone en marcha estos computadores de voto, de manera que no permiten a los ciudadanos de verificar el proceso de recuento de votos sin necesitar una competencia técnica.
A pesar de lo que parece ser un gran retroceso europeo, el voto electrónico ha superado varios obstáculos y se ha ido consolidando como un sistema seguro, apalancado no sólo en la versatilidad y utilidad de sus herramientas, sino también en el abanico de posibilidades que brinda para ser auditado.
En España por ejemplo, han comenzado a analizar las ventajas de la automatización y han empezado a emplearla paulatinamente.

Además, es válido resaltar también el caso de Bélgica, nación que acaba de iniciar el reto de la automatización, con un contrato de 10 años de la mano de Smartmatic.

Otro ejemplo considerable es el de Filipinas, nación que luego de tormentosas elecciones ha logrado consolidar un proceso automatizado, el cual ha permitido tranquilizar los procedimientos eleccionarios en ese país.

En países como Venezuela, las máquinas de votación pasan por más de 5 auditorías. Fuente: http://www.avn.info.ve

Actualmente las máquinas de votación pueden ser evaluadas para desentrañar, con rigor, cómo funcionan los equipos y programas para garantizar la exactitud de los resultados.
Entre las fórmulas puestas en práctica para auditar al voto electrónico, está en primer término el mecanismo de autenticación del voto. Algunos modelos de máquinas, como el usado en Venezuela y en algunas localidades de Estados Unidos, permiten la emisión de una papeleta o comprobante del sufragio, el cual puede ser usado para un recuento posterior. Con este mecanismo, el voto digital tiene un respaldo físico que de ser necesario, podrá ser contado para verificar el escrutinio automatizado.
En otros métodos, se incluye la divulgación del código o programa fuente, de manera que los electores, representantes de los partidos políticos, así como organizaciones de veeduría electoral o de control ciudadano, tengan la oportunidad de examinar la exactitud del voto.
Hay otros ejemplos, como el de Brasil, donde la confiabilidad en el voto electrónico es alta y no aplican exhaustivos procesos de revisión, pero sí toman riesgos dignos de reseñar. El Tribunal Superior Electoral (TSE), organizó en 2009, durante cuatro días consecutivos, del 10 al 13 de noviembre, un ataque contra el sistema de votación que se usó en las elecciones presidenciales del año pasado. En la prueba participaron 38 “hackers” entre los que había representantes de entidades públicas, como la Policía Federal, entidades privadas y organizaciones internacionales.
Las tres pruebas premiadas fueron: una que intentó violar el secreto del voto mediante la captación de ondas electromagnéticas emitidas por la urna, una que analizó los procedimientos preparativos de la elección y otro que puso a prueba el software usado en la votación. Los expertos informáticos no consiguieron violar el sistema. A las pruebas asistieron observadores de la de la Organización de Estados Americanos (OEA), de la Cámara de Diputados, del Ejército, de la Policía, del Servicio Federal de Procesamiento de Datos (Serpro), del Tribunal de Cuentas de la Unión (TCU) y de la Federación Nacional de las Empresas de Informática (Fenainfo).
Entre el voto manual y el voto electrónico, el esquema automatizado es el que ofrece mayores posibilidades de revisión, incluso se han diseñado mecanismos para hacer más transparente el proceso, como códigos de seguridad compartidos entre actores políticos y el organismo electoral. Las posibilidades son casi infinitas y por ende, ajustables a cualquier exigencia técnica o política.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s