La tecnología electoral tras la conquista de los jóvenes


El activismo político suele estar comandado por personas con experiencia en materia electoral, ya sea porque han ejercido el voto en otras ocasiones, por ser simpatizantes de una organización política, o por estar genuinamente interesados en incidir en quienes deciden en un país.

Estos grupos que participan en los procesos electorales cuentan en sus filas con personas de todas las edades, pero los más jóvenes se han hecho difíciles de sumar a la causa democrática, y por ello en la era digital, la tecnología puede ser empleada como un poderoso imán.

La forma como puede ser aprovechada la tecnología, radica en que quienes tienen menos edad se han convertido en los principales consumidores de dispositivos electrónicos de todos los tipos, además dedican buena parte de su tiempo a estar conectados a la red, y por ello demandan aplicaciones tecnológicas para llevar adelante cualquier proceso, y el sistema electoral no escapa a esta tendencia.

Es así como el uso de voto electrónico, puede convertirse en el aliado de los países para atraer a las urnas a los jóvenes, ya que simplificar el ejercicio del sufragio puede actuar como incentivo. No en vano, el dinamismo de la automatización, la sencillez del proceso, los resultados pulcros y rápidos y el valor agregado de ser un sistema ecológico, pues no requiere de toneladas de papel, hacen del más avanzado sistema electoral, la plataforma ideal para activar a los más chicos a participar.

Un estudio reciente da cuenta que una de cada cuatro personas en el mundo usa máquinas de votación para escoger a sus representantes y gobernantes. La penetración del voto electrónico no  es casual, sino la consecuencia del desarrollo tecnológico en todos los ámbitos. ¿Si confiamos que el dinero que reposa en cuentas pueda ser movilizado mediante operaciones tecnológicas? ¿Por qué no confiar en que el voto pueda ser emitido mediante procesos automatizados?

La realidad, es que en muchos países el voto electrónico está habilitado legalmente para ser aplicado, pero algunas dudas, y en mayor proporción intereses políticos, han relegado su aplicación. Sin embargo, conquistar a la población joven para que participe en la dinámica democrática, puede resultar un aliciente para que aquellos con poder de decisión avancen a la modernidad.

Los jóvenes están allí, cada vez más sumergidos en el mundo digital, resta que los gobiernos decidan acercarse y proporcionar la tecnología que eleve la participación electoral, porque la garantía del voto electrónico, no hay sufragio manual que pueda superarla.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s