Buenos Aires suspendió uso de urna electrónica


La sombra que marcó el proceso licitatorio del voto electrónico en Buenos Aires, debido al prevalecimiento de interreses políticos, solo sirvió para que la adopción de tecnología electoral en la capital de Argentina terminara con un diferimiento, ante la duda justificada de que la aplicación podía salir mal. Las autoridades debieron asumir que el proceso no se cumplió dentro de los estándares necesarios para proteger al sufragio y no usarán la urna electrónica para las primarias del 26 de abril, sino en las elecciones generales del 5 de julio. Aquí la historia.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s