El voto electrónico se posiciona en el debate electoral argentino


En Argentina el voto es principalmente manual (Foto: www.infobae.com)

En Argentina el voto es principalmente manual (Foto: http://www.infobae.com)

Este 22 de noviembre Argentina vivirá una jornada inédita: la presidencia de la República se decidirá en segunda vuelta (la anterior ocasión en que esto podría haber sucedido, no se dio porque el candidato Carlos Menem abandonó la contienda). Sin embargo, este no es el único elemento distintivo de la elección. El atractivo de los comicios de este domingo se ha visto potenciado con otras novedades como el segundo debate de candidatos presidenciales en la historia democrática del país, y que el voto electrónico se ha posicionado como un tema de discusión durante la campaña.

Y es que impulsado por el mal desempeño del escrutinio manual durante la primera vuelta electoral -el boletín se retrasó seis horas por lo estrecho del resultado-, así como la escandalosa elección en Tucumán, que tras ser anulada por fraude fue luego validada, la automatización cobró fuerza como issue comicial. Este tema fue abordado por los dos aspirantes que disputan la primera magistratura, y además por la tercera fuerza política que lidera Sergio Massa.

Mientras el candidato de Cambiemos, Mauricio Macri aseguró que promoverá una reforma del sistema electoral que considere la “boleta única, el voto electrónico o la mejor tecnología disponible en 2017”, el aspirante oficialista Daniel Scioli fijó posición en las últimas semanas de la carrera presidencial. Esto sucedió durante la elección del intendente de Pinamar, cuando Scioli reconoció que el sufragio automatizado “mejora la transparencia del acto electoral”.

Por su parte el “massismo” apunta a una trasformación del estamento jurídico en varias regiones del país y en dicha reforma el voto electrónico juega un papel determinante. Por ejemplo en la provincia de Buenos Aires impulsa la modificación del sistema de votación para dar paso a la tecnología comicial. Incluso la Comisión de Reforma Política espera debatir el proyecto de automatización antes de finalizar 2015.

En Argentina coexisten múltiples modelos comiciales, por cuanto cada provincia es autónoma de elegir y administrar su sistema electoral. Es por ello que en las elecciones nacionales y en la mayoría de las provinciales se utiliza la boleta múltiple (una papeleta por cada fuerza), pero al mismo tiempo en Santa Fe se usa la boleta única.

A su vez, en Salta y Buenos Aires se ha empleado la boleta única electrónica (BUE) que mecaniza solo el escrutinio; y en algunos municipios de Córdoba se probó este año con éxito un voto que automatiza todas las fases vitales de una elección.

A la luz de esa diversidad, el hecho de que el sufragio electrónico esté en medio del debate electoral deja constancia de la importancia que las fuerzas políticas le están dando a la obligación democrática de defender la voluntad popular. Hasta ahora, Argentina ha padecido las limitaciones y fallas del sufragio manual, pero en el camino está esperando una nueva dirigencia, que al menos de palabra, asume el reto de modernizar el sufragio de este país suramericano.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s