Adelantan viabilidad del voto electrónico para mexicanos en el exterior

Durante marzo, el Instituto Nacional Electoral mexicano conocerá los resultados del estudio de factibilidad para la aplicación del voto electrónico para los nacionales residentes en el exterior. Las autoridades señalaron que en el mismo se determinarán los costos, logistica y demás requerimientos que exige la tecnología, pero aclaran que indistintamente de lo que arroje, esto no supone su  uso en los comicios de 2018. Aquí la nota.

México retoma análisis del voto electrónico para residentes en el exterior

A diferencia de sus pares en la región, México se ha resistido a automatizar el sufragio para las elecciones constitucionales, mientras avanza en tecnificar los procesos de votación de agrupaciones ciudadanas. Una forma de equilibrar los esfuerzos es que defina si el voto electrónico será usado para que los nacionales residentes en el exterior en 2018, y es la tarea emprendida por el Instituto Nacional Electoral. Aquí la historia.

México probará voto electrónico diseñado en el país

mexEl Instituto Nacional Electoral (INE) mexicano se trazó el objetivo de automatizar el sistema comicial de la nación para 2018. A tres años de la fecha, son variados los obstáculos que debe afrontar el organismo, pero a propósito de las elecciones federales –de este 7 de junio- el ente presentará un modelo de voto electrónico diseñado y construido en el país.

La prueba piloto no vinculante que será desplegada en los Distritos 02 de Chihuahua; 04 de Hidalgo y 03 de Aguascalientes, busca ser el punto de quiebre que permita a México cerrar la brecha tecnológica-electoral que arrastra frente a sus pares latinoamericanos.

De acuerdo al INE, el sistema que pertenece al organismo fue construido y producido por el Centro de Investigación y de Estudios Avanzados (Cinvestav) del Instituto Politécnico Nacional (IPN), siguiendo “los cánones y protocolos internacionales”.

La información adelantada muestra que México copió algunas de las mejores prácticas de voto electrónico en el mundo. Un ejemplo es que las máquinas de votación tienen la capacidad de imprimir un comprobante del voto en papel, garantía electoral de la que fue precursora Venezuela. Además se conoció que los equipos disponen de una pantalla donde los electores marcarán sus selecciones, y al final de la jornada imprimen las actas con los resultados, que inmediatamente después podrán ser transmitidos al centro de cómputo.

La experiencia fue diseñada para que en los tres estados escogidos para la prueba, los electores luego de votar en los comicios federales –donde se disputarán 1.996 cargos entre diputados nacionales y locales, alcaldes y jefes de delegación- puedan interactuar con las 1.500 máquinas distribuidas en tres distritos, y constatar la sencillez del proceso, así como las garantías que ofrece.

El Director de Estadística y Documentación Electoral del INE, Gerardo Martínez, señaló que aunado a los beneficios técnicos que ofrece el voto electrónico, México quiere aprovechar la reducción de costos que supondría adoptar la tecnología, ya que los primeros cálculos del organismo refieren que de los 56 centavos de peso (equivalentes a 0,036 dólares) que actualmente cuesta cada sufrago en papel, se pasaría a 3 centavos de peso (0,0019 dólares).

La apuesta del ente comicial, es que tras la prueba de voto electrónico, tanto los electores como los actores políticos sirvan de replicadores de los beneficios de la automatización, de forma que las autoridades impulsen la adopción de la tecnología, la cual necesita una reforma legal que habilita el uso de máquinas de votación, y la aprobación del presupuesto para la producción de los equipos y el cumplimiento de etapas vitales como la campaña informativa, capacitación de técnicos y electores, simulacros, entre otros.